*

Sindicato minero se declara en alerta por nuevos impuestos en Zacatecas

Juan Enrique Velázquez, reportero
  • México.- El Sindicato Nacional Minero Metalúrgico FRENTE, se declaró en alerta permanente por la puesta en marcha de nuevos impuestos en Zacatecas, aprobados por el Congreso local que perjudican al sector minero y empleos de miles de trabajadores en el estado, por lo que emprenderán acciones de resistencia civil pacífica para revertir esa medida.

    El Secretario General de la organización, afirmó que el Impuesto de Responsabilidad Ambiental es puramente recaudatorio y no ecológico.

    Carlos Pavón Campos, criticó a los legisladores locales que demostraron un total desconocimiento de lo que aprobaron, por lo que los invitó a las minas para que vean cómo se ganan la vida los mineros.

    “No es posible que se sacrifiquen fuentes de trabajo productivas”.

    Explicó que, por culpa de este nuevo gravamen, con el que se pretende recaudar más de mil 230 millones de pesos a expensas del sector minero. “La empresa ya empezó a pactar el cierre de la mina Madero, que cuenta con 1,200 trabajadores. ¿Ahora qué van hacer esos hombres y mujeres que viven de la mina?”.

    Ante esta medida, Pavón Campos enfatizó: “Desde el FRENTE defenderemos las fuentes de trabajo a como dé lugar. En momentos en que en nuestro país se necesitan fuentes de empleo, este impuesto aprobado, puede dejar en el desamparo laboral a cientos de familias”.

    El dirigente sindical, retó al gobierno de Zacatecas y los diputados que aprobaron la medida a realizar revisiones y auditorías para ver si realmente existen minas contaminantes del medio ambiente, lo cual no es el caso, puesto que desde el FRENTE siempre se ha impulsado una minería responsable con el medio ambiente. “La muestra es que aquí hay compañeros que toda su vida han trabajado en las minas y no están enfermos por una situación de contaminantes”.

    Aclaró que los trabajadores no tienen la culpa de que las finanzas en Zacatecas estén en mal estado, y que defenderán sus fuentes de trabajo a como dé lugar.

    Recordó que el nuevo gravamen se suma al impuesto del 7.5% a las utilidades que se cobra desde el 2014 y que alimenta al llamado Fondo Minero. Este impuesto de por sí ya había provocado la disminución de operaciones y la inversión, aunque sin poner en riesgo las plazas laborales. “Lo peor es que el gobierno del estado ni siquiera ha bajado los recursos del Fondo Minero lo cual resulta incomprensible e incongruente”.

    Estableció, además, que el nuevo impuesto al sector minero es arbitrario porque ni el estado ni el Congreso tienen facultades para fijar cargas impositivas al sector de la minería ya que esa es una facultad federal, por lo que ya tienen un despacho para ampararse.

    Pavón Campos dijo tener conocimiento de que las empresas mineras también están en contra de estas nuevas cargas impositivas y que también planean ampararse.

    Detalló que, a partir de esta fecha, el FRENTE se declara en alerta permanente ante los impactos que pueda tener este impuesto ecológico, y que podrían realizar marchas o tomar el Congreso de Zacatecas.

    Por último, hizo un llamado a organizaciones civiles, a sectores obreros, y a todas aquellas personas comprometidas con la minería, a rechazar este impuesto recaudatorio. “Los mineros parece que somos una especie en extinción, y eso no lo vamos a permitir”.

Categoria: