Las víctimas de la línea 12 del Metro no fueron prioridad para los gobiernos capitalinos y federal: abogado defensor de los afectados

Enfoque Noticias
Jorge Sánchez
  • México.- Teófilo Benítez Granados, abogado defensor de las víctimas de la Línea 12 del Metro, manifestó su decepción por los resultados que arrojó el dictamen de la empresa danesa DNV.

    Este martes, la empresa extranjera concluyó en su Dictamen Técnico que la desgracia de la Línea 12 del Metro ocurrió como resultado del pandeo de las vigas norte y sur por la falta de pernos funcionales en una longitud significativa.

    El documento fue entregado por el director general de la empresa, Eckhard Hinrichsen a Myriam Urzúa, Secretaria de Gestión Integral de Riesgos y Protección Civil de la Ciudad de México.

    Visiblemente indignado, Benítez Granados acusó tanto al Gobierno del Presidente López Obrador, como a la Jefa de Gobierno de la CDMX, Claudia Sheinbaum, de mostraron desde un principio desprecio hacia las víctimas, nula empatía y falta de compromiso.

    “Pusieron más empeño en mantener su estabilidad política y poco compromiso para la reparación integral de las víctimas”, agregó.

    Destacó que días después de la desgracia, que dejó un saldo de 26 muertos y más de 90 heridos, el gobierno capitalino buscó a las personas afectadas para ofrecer ayuda psicológica, “pero esa no era la llamada que ellos esperaban recibir”.

    Lamentó la visión distorsionada del Gobierno Federal y de la Ciudad de México, porque siempre creyeron que a las víctimas les inspiraba el sentimiento de codicia por el dinero.

    Pero fue al revés, agregó el abogado defensor, las autoridades ofrecieron supuestos apoyos extraordinarios, además de los 750 mil pesos que originalmente dispusieron como indemnización por la pérdida de sus seres queridos.

    “Pero esta acción sólo fue para engañarlos, les ofrecieron dinero manchado de sangre para cubrir errores, por eso las autoridades ofrecieron el recurso como un apoyo extra”, agregó.

    Benítez Granados fue más allá: “se les olvidó que no buscamos dinero, que no somos busca-pleitos, somos madres, padres, hermanos e hijos que no queremos que nos arrojen dinero a las tumbas de las víctimas para cubrir sus errores”.

    Dijo que las víctimas no son una estadística, como lo hace ver el director de CEAVI, Armando Ocampo. Por eso escondieron la carpeta de investigación donde actuaban sobre ese supuesto peritaje para que no se sepa su falta de moral, hoy queda demostrado que las víctimas no fueron su prioridad, trabajaron para su propia causa.

    Acusó que las autoridades nunca han visto a los ojos a las víctimas por que no tienen cara para decirles cuánto vale una vida.

    Advirtió que la lucha sigue. Seguiremos enfrentando las perversiones del gobierno con la cara en alto, queremos que nos traten con dignidad y respeto, todos tenemos el mismo valor como seres humanos.

    “Hemos sido engañados una vez más por el gobierno de Sheinbaum y de AMLO, finalizó.

    RM

Categoria: