*

Condenan a prisión a turistas que causaron daños irreversibles al Gigante de Tarapacá en Chile

Enfoque Noticias
EFE
  • Santiago de Chile.- Tres turistas que el pasado 6 de enero causaron daños considerados irreversibles al "Gigante de Tarapacá", un milenario petroglifo en el norte de Chile, fueron sentenciados a tres años de prisión, que cumplirán en libertad, y al pago de una multa, según informaron fuentes judiciales.

    La sentencia condenatoria "por daño y afectación contra la integridad de un monumento nacional" fue dada a conocer en la tarde de este lunes por la jueza Isabel Peña, titular del Juzgado de Garantía de Pozo Almonte, a 1.800 kilómetros de Santiago, tres días después del juicio abreviado, celebrado el pasado viernes.

    Los condenados son Nikolaou Paniagiota, Wanda Larrocha López y Esteban Vilugrón Silva, todos belgas, aunque los dos últimos tienen también la nacionalidad chilena, y la multa que deberá pagar cada uno asciende a 125 unidades tributarias mensuales, según el dictamen (unos 9.100 dólares)

    "Esta es la máxima pena que podíamos solicitar considerando que a los imputados les beneficia la circunstancia atenuante de irreprochable conducta anterior, al no tener condenas anteriores", comentó a los periodistas el fiscal del caso, Hardy Torres.

    La defensa de los imputados había pedido para los turistas una pena de 61 días de prisión y una multa de 3 unidades tributarias mensuales (unos 146 dólares).

    "El tribunal acogió nuestra petición dada la gravedad de los hechos, ya que el daño producido al petroglifo es irreparable", dijo el fiscal.

    En el caso de Nikolaou Paniagiota, el tribunal le sustituyó la pena por la expulsión del país, tras haber pagado la multa, con la prohibición de regresar a Chile por un período de diez años.

    A los otros dos se les otorgó el beneficio de la libertad vigilada, a cumplirse en territorio chileno, aunque la jueza anunció que pedirá un informe a Gendarmería (Servicio de Prisiones) sobre la posibilidad de que puedan cumplirlo en Bélgica, bajo la supervisión del consulado de Chile.

    El pasado 6 de enero, los turistas llegaron en un todoterreno al cerro Unita, en el municipio de Huara, donde se encuentra el "Gigante de Tarapacá", sobre el que se desplazaron en el vehículo y a pie, ocasionando daños que fueron considerados irreversibles por el Consejo de Monumentos Nacionales.

    Tras el incidente el Gobierno prohibió el acceso al petroglifo, que representa una figura humana de más de cien metros de longitud dibujada con piedras en una ladera del cerro.

    El cuidado de la figura y de otros tesoros patrimoniales del sector están a cargo de las comunidades indígenas que habitan la zona, en pleno desierto.

    El petroglifo, según los expertos, podría representar a un chamán o yatiri, aunque también puede corresponder a la deidad andina Tunupa-Tarapacá, que realizó una travesía desde el lago Titicaca hacia el océano Pacífico hace más de un milenio, según la tradición. 

     

Categoria: