*

Artistas mexicanos inauguran en Pekín "Nao Now, En el centro del laberinto"

Enfoque Noticias
EFE
  • Pekín.- Después de pasar un verano de estadía en Pekín, siete artistas contemporáneos mexicanos descubren sus impresiones sobre China en "Nao Now, En el centro del laberinto", una exposición inaugurada hoy en el instituto Cervantes de la capital.

    Con obras en las que destacan detalles de su cultura pero también de la tierra que conocieron por primera vez este verano, Valerie Campos, Ramiro M. Plasencia, Ricardo Pinto, Heriberto Quesnel, Nacho Chincoya, Claudia Gallegos y Emmanuel García Ramírez muestran al público chino su experiencia a través de una obra.

    "Es un ejemplo de lo que realizan nuestros artistas más prometedores, con un giro muy interesante. Es una expresión cultural realizada por un mexicano pero producto de su experiencia en China", resumió a Efe el embajador de México, Julián Ventura, en la inauguración del evento.

    A este acto no pudieron asistir ni los artistas ni el comisario de la exposición, el español Pablo J. Rico, pero su mensaje se recogía en un vídeo que forma parte de la propia exposición y en el folleto de presentación.

    "Si durante siglos la Nao de China fue el vehículo comercial y cultural que mantuvo en permanente contacto el Extremo Oriente con la Nueva España, Nao Now es ahora su heredera, empeñada en reivindicar los valores del arte y la cultura en un mundo globalizado", explica el comisario en el programa de mano de la exposición.

    Esa misma idea fue también destacada por el embajador de España, Manuel Valencia, quien recordó el "galeón de Manila" (también llamado "Nao de China"), un proyecto que "no se conoce mucho" pero que fue algo "titánico" al conectar la mitad del globo, Asia y China con México, entre otros, a vela.

    "En el centro del laberinto" es el tercer evento artístico de "Nao Now", un proyecto impulsado principalmente por Valerie Campos, que consiguió que el centro cultural de Xu Yuan de Pekín invitara a artistas mexicanos a residir durante unos meses en sus instalaciones, para llevar a cabo creaciones en el país asiático.

    "Les invité porque me pareció una idea fantástica. Es una manera de crear vínculos, de conocernos", señaló a Efe el director de este centro cultural, Jiang Xingdao, quien se mostró abierto a no dejar que este proyecto sea el último que emprenden con artistas de otros países.

    El público que acudió a ver la exposición ratificó sus palabras. "Conocía a los clásicos, pero no el arte contemporáneo mexicano. Sus obras son muy interesantes, hay mucha fantasía y mucha historia de cada uno de los países", explicó a Efe Heidi Feng, una joven que trabaja para una galería china.

    Con ella coincidió Stella, una mujer de unos cincuenta años, cuyo hermano es también artista. "Vine porque cada vez me intereso más por el arte latinoamericano, y la verdad es que no sabía nada de México", comentó a Efe, y destacó: "Tienen ideas muy originales. Deberían venir más".

Categoria: